¿QUÉ ES UN LEAD FUNNEL O EMBUDO DE VENTAS?

Hoy en día mucha gente se pone en contacto con nuestra empresa para preguntarnos si es mejor tener una página web o un FUNNEL.

Respondemos a los clientes que se trata de dos elementos fundamentales para cualquier empresa y que no tienen la misma funcionalidad.

Si bien es cierto que se puede empezar a ganar dinero sólo con un FUNNEL, es decir, sin página web, también lo es que no hay negocio que al cabo de unos meses no añada una página web para aumentar la tasa de conversión y la notoriedad de marca es decir.
notoriedad de marca.

Si queremos explicar en pocas palabras qué es un Lead Funnel o Embudo de Ventas, podemos describirlo de la siguiente manera: el proceso de búsqueda, generación, selección y cualificación de leads hasta que se convierten en clientes de la empresa.

 

El embudo puede variar en función de la empresa, pero para simplificar la explicación identificamos 4 niveles principales:

Nivel 1 Concienciación

Este es el primer nivel de cualquier embudo. De hecho, si quieres que alguien te compre, lo primero que tienes que hacer es dar a conocer tu negocio y tus productos/servicios. La mejor estrategia para dar a conocer el producto es a través de campañas PPC (pago por clic) y SEM (marketing en buscadores).

Nivel 2 Captación de líderes

A este nivel, hay que asegurarse de que se incentiva al cliente para que deje sus datos de contacto en un formulario en línea. Este paso es crucial para identificar a los clientes potencialmente interesados en su producto o servicio. ¿Cómo hacerlo? Principalmente a través de campañas PPC/búsqueda orgánica/marketing off-line.

Nivel 3 Perspectivas

Una vez que haya obtenido clientes potenciales, deberá explicar con más detalle sus productos o servicios a través de artículos en su blog. En este punto es útil crear seminarios web, vídeos explicativos y artículos en tu blog. De hecho, es crucial explicar lo que se hace a los interesados con la frecuencia suficiente para que se les quede grabado en la mente.

Cliente de nivel 4

El último paso del proceso es, sin duda, la conversión de clientes potenciales en clientes reales.

Esta es tradicionalmente la última etapa del embudo, pero una empresa inteligente sabe que necesitará mantener una relación constante con el cliente para fidelizarlo a la marca.

Estas son las etapas principales de un embudo, que pueden completarse con etapas intermedias en función del tipo de empresa.

¿Quiere crear uno para su empresa? SkyRocketMonster puede ayudarte, contáctanos y también implementaremos tu Embudo de Alta Conversión ¡AHORA!

 

author avatar
stefano@skyrocketmktg.com